Elfyn Evans explica por qué el Rally de Gales va a ser diferente este año

El ganador del Rally Dayinsure Wales GB del año pasado, Elfyn Evans, ha pronosticado que la inclusión de nuevos tramos de carreteras asfaltadas en la ruta de este año podría alterar la clasificación cuando el rallye arranque la próxima semana (4-7 de octubre)

La ruta del 2018 es significativamente diferente a la del año pasado y presenta una serie de nuevos tramos que han sido creados vinculando las clásicas especiales de tierra galesa con tramos de carreteras cerradas de asfalto.

En total, se han añadido 6,59 km de asfalto al itinerario y el piloto del equipo M-Sport Ford World Rally Team, Evans, cree que las nuevas incorporaciones podrían tener un gran impacto en la carrera de su casa.

La nueva especial del viernes de 29,13 kilómetros en Brenig, por ejemplo, es una combinación de las pruebas anteriores de Brenig y Alwen. Mientras que el famoso tramo de Gwydir del domingo, la ubicación del Power Stage ofrecido en directo por televisión, se ha duplicado en longitud hasta alcanzar los 14,76 km al añadir una sección de carretera pública cerrada.

“Los nuevos tramos son un gran cambio, especialmente el viernes”, dijo el galés a Becs Williams, en WRC All Live. “Son muy diferentes a lo que hemos visto en el pasado y las secciones de asfalto serán bastante desafiantes, ya que en general son bastante estrechas”.

Dada la reputación del rallye en cuanto a condiciones de humedad y barro, Evans cree que los niveles de agarre en el asfalto podrían variar enormemente, ya que los equipos que salen delante evitan el barro y la suciedad, pero lo tiran a la carretera perjudicando a los coches que van detrás.

“No estoy seguro de cuál es la mejor estrategia, pero puedo imaginarme que, si los pilotos que salen delante cortan las trazadas, podrían ensuciarse mucho y muy rápido. Será interesante ver cómo evoluciona”, dijo.

Tras una temporada 2018 muy decepcionante, en la que sólo ha conseguido un podio, el piloto de 29 años espera que su suerte cambie en casa.

“Realmente no ha sido una temporada de mucha suerte”, reconoció. “En algunas temporadas parece que te sale bien, golpeas cada cuneta, cada piedra, y no pasa nada. Este año, cuando chocamos contra piedras, dañamos las ruedas y cuando chocamos contra bancos, las arrancamos”.

Fuente: http://www.wrc.com/es/wrc/news/september-2018/evans-roads-challenge/page/5763–12-12-.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *